CIUDAD DE MÉXICO.

Gennady Golovkin, considerado uno de los mejores boxeadores de la actualidad, lleva este deporte en la sangre. La familia del nativo de Kazajistán siempre ha estado metida de lleno en el pugilismo.

El medallsita de plata en Atenas 2004, quien realizó más de 300 peleas en nivel amateur, recordó su acercamiento con el boxeo .

“Desde que yo recuerdo el boxeo forma parte de mi vida. En mi casa siempre hubo unos guantes, todos en mi casa practicaron en algun momento el boxeo, y creo que para mí es algo natural estar en  este deporte”, dijo Golovkin (35-0, 32, KO’s), acual campeón peso medio de los cuatro organismos más importantes: El Consejo Mundial de Boxeo (CMB), la Organización Mundial de Boxeo, la Asociación Mundial de Boxeo (AMB) y la Federación Internacional de Boxeo.

“Yo siempre quise ser alguien en el boxeo, no creo que de pequeño pude decir que quería ser campeón de todos los organismos, porque realmente yo conocía muy poco del boxeo profesional. Hoy creo que cumplí una meta importante, pero quiero seguir haciendo historia en este deporte”, afirmó.

La historia de Kazajistán en el boxeo olímpico es una de la más ricas. Desde Atlanta 1996, la primera ocasión que participaron como nación independiente (antes formaban parte de la Unión Soviética), suman siete medallas de oro, siete de plata, y ocho de bronce. Pese a eso, en el boxeo profesional aún no tienen un prestigo.

“No existe mucho la cultura del boxeo profesional, no es muy conocido. Yo espero que poco a poco mi ejemplo empiece a despertar más interés en el boxeo profesional.

“Hay algunas cosas diferentes, pero el deporte es basicamente lo mismo. A mi me gustan las dos modalidades, pero vi una mayor oportunidad de tener éxito como profesional”, explicó Golovkin, quien dos años después de su participación en Atenas, dio el salto al profesionalismo.

Golovkin tuvo un inicio espectacular como profesional al ganar por nocaut 16, de sus primeras 18 peleas, todas en Europa y sin un estilo que fuera muy llamativo. Su promotor decidió llevarlo a Estados Unidos, en la búsqueda de un entrenador que le diera un estilo más comercial.

Ahí encontraron a Abel Sánchez, un mexicano, quien en su currículum tenía a campeones mundiales como Miguel Ángel González y Carlos Baldormir.

“Cuando me lo llevaron me pareció increíble. Era un muchacho con una gran experiencia amateur, con más de 15 peleas, todas ganadas, pero aún con la apertura para seguir aprendiendo.

“Siempre ha tenido una buena pegada, y es ágil, pero no sabía bien como moverse. Él tenía mucho el estilo de peleador amateur, de salir a buscar puntos”, señaló Sánchez quien lo llevó a ser campeón.

El estilo de Golovkin lo comparan con el de Julio César Chávez.

“Para mí es un honor esa comparación, él es un gran campeón, he visto videos de él, que me han servido mucho”, confesó Golovkin.

El 10 de septiembre Golovkin realizará la primera defensa del título del CMB, con el que se quedó tras la renuncia de Saúl Álvarez.Enfrentará a Kell Brook.

“Estoy enfocado en esta pelea. Creo que ya no es momento de hablar del Canelo”, señaló.